Upload

Loading...

El Segador, 1896. Constantin-Emile Meunier

132 views

Loading...

Loading...

Loading...

Rating is available when the video has been rented.
This feature is not available right now. Please try again later.
Uploaded on Oct 20, 2011

Bronce patinado.

En abril de 1936, en la plaza Rubén Darío de la ciudad de Buenos Aires, se emplazaron dos figuras en bronce, El sembrador y El segador, del artista belga Constantin-Emile Meunier.

El autor es uno de los escultores más importantes de la segunda mitad del siglo XIX. Discípulo del escultor Charles Fraikin en la Academia de Bruselas,

Meunier se orientó hacia la pintura poco después de finalizar sus estudios.
Por otra parte, en las obras de Jean-François Millet y Gustave Courbet (dos realistas franceses), este realizador descubrió el heroísmo del trabajo y el sentido de la vida contemporánea, elementos que predominaron en todas sus creaciones.
Hacia 1870, sus obras se poblaron con los protagonistas del proletariado y el mundo industrial.
Precisamente fue la observación de los mineros, los trabajadores del campo, los estibadores del puerto y los obreros urbanos lo que lo animó a retornar a su primera vocación: la escultura.
Además, junto a su hermano y algunos amigos, creó el Partido del Arte Libre. Esta agrupación tenía el realismo como programa teórico.
Constantin-Emile Meunier realizó El segador en 1896, con destino al parque del Cincuentenario de la Independencia de Bruselas.
La figura del labrador, que no tiene ningún rasgo de sufrimiento ni de politización a ultranza, es una auténtica exaltación del trabajo sin presentar excesos retóricos.
Con la guadaña en sus manos, en plena tarea de segar, aparece representado como un personaje intemporal y permanente.
En su tratamiento escultórico tiene un modelado sencillo y mesurado. La ropa parece una veladura del cuerpo.
Por su parte, la fisonomía sugiere ser individualizada, aunque sin llegar al retrato.
El segador, una de las grandes obras emplazadas en la ciudad de Buenos Aires, está colocada casi sobre el césped del parque. Por eso carece del tono predicativo de las estatuas instaladas en altos pedestales.
El trabajador, en silencio, se mezcla con la vida cotidiana, los transeúntes y los contempladores ubicados a su misma altura.

Fuente:Jorge López Anaya

Escultura:ubicación exacta en el mapa: geo:lat=-34.58249458144778 geo:lon=-58.398696184158325

Loading...

When autoplay is enabled, a suggested video will automatically play next.

Up next


to add this to Watch Later

Add to

Loading playlists...