Upload

Loading icon Loading...

This video is unavailable.

ubo bronca entre chivas y el internaciona notisia completa 18 de agosto del 2010 k-osmazakre

Sign in to YouTube

Sign in with your Google Account (YouTube, Google+, Gmail, Orkut, Picasa, or Chrome) to like Gato miau bling bling's video.

Sign in to YouTube

Sign in with your Google Account (YouTube, Google+, Gmail, Orkut, Picasa, or Chrome) to dislike Gato miau bling bling's video.

Sign in to YouTube

Sign in with your Google Account (YouTube, Google+, Gmail, Orkut, Picasa, or Chrome) to add Gato miau bling bling's video to your playlist.

Uploaded on Aug 18, 2010

ctualizado: 18 de agosto de 2010, 11:36 PM ET

RIO DE JANEIRO (EFE) -- El Internacional brasileño se proclamó campeón de la Copa Santander Libertadores al remontar en Porto Alegre y derrotar por 3-2 a las Chivas de Guadalajara, que aguantaron con coraje y vendieron cara la piel del 'Rebaño sagrado'.

Los tantos de Rafael Sobis, Leandro Damião y Giuliano, todos ellos en la segunda mitad, inclinaron del lado de los brasileños esta final, que había equilibrado Marco Fabián con un espectacular gol de media vuelta.

Un tanto en el último instante de Omar Bravo redujo distancias, pero de nada sirvió, puesto que los "gaúchos" ya se habían impuesto por 2-1 en México la semana pasada, en la ida.

El Internacional jugó mejor en los noventa minutos y atesoró las mejores ocasiones del partido, aunque hasta el inicio de la segunda mitad los brasileños no lograron materializar su superioridad en el marcador.

De hecho, el partido empezó trabado, lento, nervioso, con ambos equipos amarrados, sin predominios claros y muchas faltas que cortaban constantemente el ritmo.

Las Chivas presionaban en todos los sectores y ahogaban la creación de los brasileños, que no carburaban y tenían dificultades para triangular sin el lesionado Alecsandro, quien suele jugar de espaldas al arco para tirar paredes con los centrocampistas.

El dueño de casa tampoco cedía un milímetro y, gracias al poderío de sus volantes, fue poco a poco acorralando a los mexicanos en su propia mitad de la cancha y creando las primeras ocasiones, sobre todo en saques de esquina y tiros de falta.

Cuando los locales controlaban el juego con mayor claridad y comenzaban a pergeñar el primer gol, mayormente en jugadas con la firma de un Tinga inspirado, fueron las Chivas las que se llevaron el gato al agua en un contragolpe, a escasos instantes del descanso.

Bravo recibió un pase largo en el área, le ganó en el salto a su marcador y le pasó de cabeza a Marco Fabián, que dejó botar el balón antes de rematar a gol en una chilena portentosa.

El Beira-Río, normalmente ruidoso, enmudeció con este tanto que despedazaba el guión trazado por el estratega Celso Roth y que desbarataba todos los planteamientos e ilusiones de una afición que se había visto campeona durante toda la semana.

Pero la alegría del 'Rebaño' fue efímera y se desvaneció en una de las primeras acciones de la segunda mitad, una buena combinación entre Tinga y el lateral Kléber, que Sobis empujó a gol con un toque sutil en el área chica.

Ya con menos prisas por la ventaja en el marcador global, el técnico Celso Roth comenzó la rueda de cambios y ordenó a sus jugadores que mantuviesen la calma, que administrasen la pelota y tratasen de mantener la posesión.

Precisamente uno de los cambios que introdujo, el debutante Leandro Damião, sentenció el partido con un robo en su propio campo al que le siguió con una carrera en solitario por dos tercios del césped y que culminó fusilando al arquero Luis Michel, que nada pudo hacer.

Ese gol desequilibró ya el partido y las Chivas perdieron todas sus opciones con la expulsión de Omar Arellano a cinco minutos del final por una entrada durísima.

Los "colorados" ampliaron con un buen tanto de Giuliano, artillero del equipo con seis goles y autor de los más importantes del equipo, que sirvieron para la clasificación a las semifinales y para abrir el camino del triunfo en la ida de la final.

En el último suspiro, Bravo anotó el segundo de su equipo en el rebote de un tiro de falta que golpeó el larguero, un premio postrero para un equipo que luchó, pero que vio de cerca el trofeo de campeón, que se quedó en manos del Internacional por segunda vez.

El choque terminó con incidentes, trompadas en el centro del campo, corridas, que empezaron los mexicanos y les respondieron algunos jugadores locales. Luego fueron separados por la Policía y llegó la hora de desatar el local un gran y merecido festejo.

Este partido de vuelta de la final de la edición N° 51 de la Libertadores se jugó en el estadio Beira-Río, de la ciudad de Porto Alegre, ante 50.000 espectadores

  • Category

  • License

    Standard YouTube License

Loading icon Loading...

Loading icon Loading...

Loading icon Loading...

The interactive transcript could not be loaded.

Loading icon Loading...

Loading icon Loading...

Ratings have been disabled for this video.
Rating is available when the video has been rented.
This feature is not available right now. Please try again later.

Loading icon Loading...

Loading...
Working...
to add this to Watch Later

Add to